San Martín: un intento de robo termina con un final fatal

Ocurrió en la localidad de San Andrés este martes. El detenido como acusado del crimen tiene antecedentes penales y fue atrapado en villa La Rana.

0
164

Un joven de 21 años fue asesinado de un balazo en la cabeza por un delincuente que se movilizaba en bicicleta y le quiso robar en San Martín. Por el crimen detuvieron a un sospechoso con antecedentes penales.

El hecho se registró alrededor de las 10 del martes 22 de diciembre, en el cruce de Rosario y Pelagio Luna, del barrio Villa Concepción, en la localidad de San Andrés. Fuentes judiciales y policiales informaron a Télam que efectivos de la comisaría 8° de San Martín fueron alertados por la presencia sobre el asfalto de un joven con una herida de arma de fuego en el cráneo.

Al llegar al lugar, el personal constató que la víctima había fallecido y que vivía a unos 60 metros del lugar, y sus familiares lo identificaron como Adrián Emanuel Mansilla.

Los investigadores analizaron las cámaras de seguridad del barrio y observaron que el joven había sido interceptado por un hombre en bicicleta.

Según las fuentes, Mansilla discutió con el agresor, quien le efectuó el disparo que le causó la muerte y escapó en bicicleta sin robarle nada.

Tras recabar datos, los efectivos establecieron que el apuntado por el hecho vivía a unas dos cuadras, en el barrio de emergencia conocido como La Rana, y tenía antecedentes penales por “robo simple”, “robo agravado” e infracción a Ley de Drogas.

El fiscal de la causa, Ignacio Correa, dispuso un operativo en la zona y la Policía aprehendió al sospechoso cuando ingresó a una casa lindante a su domicilio, en calles María Silva y Entre Ríos, añadieron las fuentes.

Además, los efectivos secuestraron una pistola Bersa calibre 9 milímetros con cargador y municiones, la cual será peritada para determinar si se trató del arma homicida.

El detenido será indagado hoy por el fiscal Correa, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 del Departamento Judicial San Martín, en una causa caratulada como “tentativa de robo calificado, portación ilegal de arma de guerra y homicidio criminis causa”.