Otro intendente de Cambiemos se opuso al decreto de Macri sobre el nepotismo y abrió la polémica

El intendente de Chacabuco, Víctor Aiola, rechazó la iniciativa del presidente de la Nación, Mauricio Macri, de prohibir que familiares de funcionarios estén en la función pública y recibió críticas de su propio entorno.

0
74

El jefe comunal de Chacabuco por Cambiemos, Víctor Aiola, rechazó el decreto presidencial, al que suscribieron numerosos intendentes e incluso la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, al estimar que hay que evaluar cada caso en particular y que “si alguien está en un cargo, tiene la idoneidad y las cualidades específicas para ocuparlo, me parece perfecto que esté”.

Si alguien está en un cargo, tiene la idoneidad y las cualidades específicas para ocuparlo, me parece perfecto que esté
De esta forma, Aiola se sumó al puñado de intendentes macristas que rechazaron la iniciativa de Casa Rosada. En este sentido, su par de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, había dicho que los cargos públicos ocupados por familiares “se deben resolver por idoneidad”.

De esta forma, Aiola hizo referencia al caso de su esposa, Romina Sclavi, actual directora asociada de la Región Sanitaria III y dijo “claro que no es municipal, pero nosotros somos militantes desde hace años, entonces, si mi hija y mi señora militan, y quieren ser candidatas, ¿cómo hacemos? Me parece que no pasa por ahí, a veces somos más papistas que el Papa y somos ingenuos con algunas cosas”.

“Lo que veo mal, y estoy de acuerdo con Macri, es lo que pasaba antes, cuando se ponía a familiares de funcionarios en planta permanente o los nombraban antes de entregar la gestión; ahora, funcionarios no, porque incluso es algo transitorio: cuando vos te vas, se van con vos”, justificó el alcalde de Chacabuco, según dio cuenta el portal Chacabuquero.

Las declaraciones de Aiola abrieron la polémica en el terreno local. Es que el titular del PRO y presidente del Concejo Deliberante, Jorge Muela, salió a diferenciarse y respaldó la propuesta de Nación: “No es lógico que los familiares directos ocupen cargos en la función pública, no es ético que familias enteras hagan negocio con la política”.

“Habrá que ver que reacción va a tener el intendente. Tenemos que redoblar el esfuerzo los políticos y dar el ejemplo, para que la gente no piense mal e interprete que estamos realizando cosas raras con la política local”, precisó Muela.