Código Procesal: La opinión de las víctimas pasaría a ser “vinculante” para la libertad de los imputados

0
166

El Procurador General Julio Conte Grand anticipó anoche que la reforma del Código Procesal Penal, estudiada por estas horas en una Comisión de Evaluación convocada por el Ejecutivo, de las que él mismo participa, incluye la posibilidad de que las víctimas tengan una opinión “vinculante” en el proceso penal. Esto implicaría que en determinados casos, el juez deba hacer caso de la opinión del damnificado.

“Una de las alternativas de modificación del código procesal es una consulta vinculante”, admitió Conte Grand, que se mostró a favor de darle mayor peso a la víctima dentro del proceso penal.

Conte Grand dijo anoche, durante una entrevista a “Lado P”, el programa político de QM NOTICIAS, que el eje de abordaje del nuevo CPP busca “poner como sujeto privilegiado a la víctima dentro del proceso penal y analizar otro aspecto, que es el vinculado a los recursos”.

En materia del rol de la víctima ya hubo algunos adelantos, como la conformación de un cuerpo de abogados que la asisten desde una labor procesal, de contención y de acompañamiento. Ahora, está en debate la idea de darle un rol preponderante y hacer vinculantes las opiniones dentro del proceso.

“Una de las alternativas de modificación del código procesal es una consulta vinculante. Se está discutiendo, son cuestiones de carácter técnico, pero sin duda en algunos delitos la opinión de la víctima es algo que no puede dejarse de lado”, admitió el Procurador, abriendo las puertas para que los damnificados tengan más peso en las decisiones.

Esa opinión choca con la del titular de Casación bonaerense, Mario Kohan, quien hace apenas una semana se manifestó en sentido opuesto. Kohan celebró como un “avance” que se de un nuevo rol a la víctima, que, dijo, es “el único que no desea estar en el proceso penal”, con lo cual “darle algún rol más central dentro del proceso era una cuestión debida”.

No obstante, relativizó la necesidad de darle un valor vinculante a las opiniones. “Una cosa es la información, pero lo que no está y por ahí se dice, es la posibilidad de darle la facultad a la víctima de oponerse”, observó. Esto, indicó, obligaría al juez a “no darle tal cosa” al imputado. Kohan se inclinó por no tomar ese camino y dijo que su posición es que la de la víctima “sea una opinión más”. “Desde ese lugar, es saludable”, remató.